Wall Street se tiñe de rojo… Pero se encamina a cerrar enero en positivo

Los futuros del DOW JONES bajan un 0,57% hasta los 33.594 puntos, mientras que los del S&P 500 ceden un 0,55%, en 4.010 puntos. Los futuros del NASDAQ 100 caen un 0,71% hasta los 11.883 puntos.

Estos movimientos se suman a los descensos del lunes, cuando el Dow perdió un 0,8%, mientras que el S&P y el Nasdaq Composite cayeron un 1,30% y un 1,96%, respectivamente.

Sin embargo, ha sido un mes de enero estelar para las acciones neoyorquinas. Al cierre del lunes, el S&P 500 y el Dow habían subido un 4,64% y un 1,72% en enero, respectivamente, y se encaminaban a su tercer mes positivo en los últimos cuatro. El S&P 500 también va camino de su mejor enero desde 2019. El Nasdaq Composite ha subido un 8,86% este mes, lo que lo pone en camino de su mejor rendimiento mensual desde julio.

“La razón por la que he sido optimista con la renta variable para comenzar el año es porque las revisiones han quedado atrás en su mayoría, la gente se puso demasiado negativa”, explica Adam Parker, de Trivariate Research, en declaraciones a la CNBC. “Este no es el caso. Tenemos un telón de fondo que se erosiona y se ralentiza, no uno que se esté hundiendo”.

Un mes de enero sólido podría ser una buena señal para el mercado y presagiar un repunte continuado en los meses siguientes. De los cinco casos en los que el S&P ganó más de un 5% en enero tras un año negativo, el índice de referencia subió un 30% de media en el año, señala Ryan Detrick, de Carson Group, a través de su cuenta de Twitter.

La atención también se centra ya en la reunión de dos días de la Reserva Federal, que arranca hoy. Los operadores esperan una subida de 25 puntos básicos en los tipos de interés, pero estarán atentos a los comentarios en busca de pistas sobre cuánto más pretende subir la institución o cuándo tiene previsto recortar los tipos una vez que se alcance este techo.

El Fondo Monetario Internacional (FMI) revisó ayer lunes al alza sus previsiones de crecimiento mundial para este año, pero advirtió de que la subida de los tipos de interés y la invasión rusa de Ucrania probablemente seguirán lastrando la actividad. En su última actualización económica, el FMI afirmó que la economía mundial crecerá un 2,9% este año, lo que representa una mejora de 0,2 puntos porcentuales respecto a su anterior previsión de octubre. Sin embargo, esta cifra supondría una caída con respecto a la expansión del 3,4% registrada en 2022. También revisó a la baja su previsión para 2024, hasta el 3,1%.

Mientras, sigue avanzando la temporada de resultados trimestrales, que de momento está poniendo en peligro el repunte del mercado del arranque de año.  Los inversores están atentos a los comentarios sobre cómo les va a algunas de las mayores empresas en medio de la elevada inflación y el temor a la ralentización del gasto de los consumidores. General Motors, McDonald’s, Pfizer y Advanced Micro Devices son algunas de las empresas que presentarán sus resultados este martes.

Ayer tras el cierre fue el turno de Whirlpool, que sube en el parqué después de que el fabricante de electrodomésticos haya compartido unas sólidas previsiones para el año. No obstante, los ingresos del cuarto trimestre fueron de 4.920 millones de dólares, ligeramente por debajo de los 5.070 millones esperados por los analistas. La empresa de electrodomésticos también anunció que su director de operaciones pasaría a desempeñar una función consultiva y posteriormente abandonaría la empresa.

Peor acogida tienen las cuentas de NXP Semiconductors, que cae más de un 3% después de que sus previsiones de ingresos para el primer trimestre hayan quedado por debajo de las expectativas de los analistas. La empresa aumentó su dividendo y obtuvo unos ingresos ligeramente superiores a los del cuarto trimestre.

Fuera de la temporada de resultados, malas noticias para Johnson&Johnson. Un tribunal de EEUU ha rechazado la quiebra de su filial que comercializa polvos de talco. Termina el intento de forzar la quiebra de esta filial, acosada por reclamaciones para impedir litigios y reclamaciones por parte de unos 38.000 consumidores que alegan que el talco de Johnson & Johnson es cancerígeno. Los demandantes reclaman 3.500 millones de dólares a la compañía., mientras que la compañía ha provisionado 2.000 millones para pagos de litigios relacionados con esta contingencia.

En la renta fija, la rentabilidad del bono de deuda a diez años baja dos puntos básicos hasta el 3,5253%, mientras que el rendimiento del bono a dos años, el más sensible a los cambios en la política monetaria, cae casi cuatro puntos hasta el 4,2218%.

En los mercados de materias primas, los precios del petróleo retroceden, con el West Texas cayendo un 2,06% hasta los 76,67 dólares por barril. Los Futuros del petróleo Brent de referencia en Europa bajan un 1,67% hasta los 83,44 dólares el barril.

En parte, el retroceso viene ocasionado por el aumento del dólar a la espera de la reunión de la Fed. El euro retrocede un 0,18% frente al billete verde hasta situar el tipo de cambio en 1,0833 dólares por cada moneda comunitaria.

Estrategias de Inversión