Wall Street  se mueve con más cautela que ganancias en esta apertura del jueves en Wall Street. todo, tras conocerse el dato de inflación de septiembre en EEUU. Aún así, tratan de asimilar las cifras, que no disipan los temores sobre una nueva subida de tipos basándose en la evolución de los precios de consumo en Estados Unidos, sino todo lo contrario, ahora la Fed puede tener una excusa perfecta para un nuevo repunte. 

Así, el  DOW JONES Ind Average abre este jueves con subidas del 0,12% hasta los 33.845,24 puntos, el S&P 500 avanza un 0,08% hasta los 4.380,38 puntos y el Nasdaq OMX  gana un 0,10% hasta los 13.672,63puntos. 

La inflación, finalmente no se ha mostrado como el mercado esperaba. La tasa general crece en el dato mensual de septiembre en el 0,4% por encima de lo esperado, mientras que, la tas interanual, que se esperaba corrigiera a la baja, se ha mantenido inalterada en el 3,7%. 

En el caso de la subyacente, sin embargo, el dato de IPC americano sí ha cumplido con lo esperado: subida del 0,3% hasta marcar una tasa interanual a la baja del 4,1% frente al 4,3% anterior. Eso abre de nuevo la puerta a una nueva subida de los tipos de interés, y refrenda lo estimado en las actas de la Fed de la última reunión: que puede producirse una nueva subida de los tipos de interés en EEUU en la reunión que la Reserva Federal cerrará el próximo 1 de noviembre.  

También muy atentos al otro lado del Atlántico a la generalización de la temporada de resultados. Se han publicado los de Delta AirLines, que han aumentado casi un 60% después de un fuerte verano. Con sus acciones remontando un 2,7%, vemos como en sus guías destaca que espera ganancias ajustadas para todo el año de entre 6 y 6,25 dólares por acción, después de pronosticar entre 6 y 7 dólares por acción en julio. Delta recortó su estimación de flujo de caja libre para el año a 2.000 millones de dólares desde los 3.000 millones de dólares que pronosticó en el verano.

Además la aerolínea estadounidense  ha señalado que espera una sólida demanda de viajes en los últimos tres meses del año, estimando que los ingresos aumentarán entre un 9% y un 12% respecto al mismo trimestre de 2022, con ganancias por acción de entre 1,05 y 1,30 dólares, en línea con las estimaciones.

Pero ya tenemos los de Domino’s Pizza que no han gustado al mercado, con caídas en la preapertura del 2%.La compañía ganó 4,18 dólares por acción frente a 2,78 dólares por acción en el mismo período del año anterior y las ventas comparables de la compañía en Estados Unidos cayeron un 0,6%, cifras que han decepcionado al mercado. Sus títulos caían un 1,2%.

También ha publicado resultados Walgreens decepciona en sus guías debido sobre todo a la menor venta que se espera tanto de vacunas como de pruebas antiCovid. Walgreens espera ganancias ajustadas por acción para todo el año de entre 3,20 y 3,50 dólares en el próximo año fiscal, cifra inferior a la estimación de los analistas de 3,72 dólares.

En cuanto a la renta fija, vemos que la rentabilidad del bono a 10 años americano vuelve a subir tras los datos de inflación, sube un 0,52% hasta el 4,619%. Mientras, el 2 años, vuelve a superar la cota del 5%, y se coloca en el 5,054%, por esa misma razón. 

Respecto del petróleo, subidas importantes con cambio de sesgo para los futuros del crudo, tras tres días consecutivos de caídas, lastrado por el panorama que presenta el último informe de la Agencia Internacional de la energía. Los futuros del crudo Brent suben un 1,83%, a 87,39 dólares el barril, mientras que el crudo estadounidense West Texas Intermediate gana un 1,68%, a 84,94 dólares el barril.

Mientras el dólar vuelve a la carga, tras las cifras de inflación, para colocarse con ganancias del 0,43% para el billete verde, frente a la divisa común europea. La relación Euro Dólar se coloca en las 1,0572 unidades.

Estrategias de Inversión