– ¿Cómo están viendo el año en los mercados y cómo se están comportando los fondos de inversión de Columbia Threadneedle?

El año está siendo muy complicado, extremadamente complicado porque coinciden una serie de circunstancias desde temas geopolíticos, como la guerra, y el comportamiento tanto de la renta variable y sobre todo de la renta fija no está siendo bueno. Las carteras más conservadoras de los clientes que tienen porcentajes elevados de renta fija están teniendo rendimientos negativos. Respecto a los fondos de Columbia Threadneedle, los fondos de renta variable están sufriendo, mientras que aquellos más flexibles no lo están haciendo mal como el Threadneedle Credit Opportunities o el Pyrford Global Total Return; depende un poco del tipo de activo del que estemos hablando.

– ¿Creen que es momento de ir construyendo carteras de largo plazo o hay que mantener la prudencia por la recesión que puede llegar?

Creemos que hay que ser prudentes porque los resultados de las compañías en el próximo trimestre serán clave y anticipamos un invierno y un otoño complicados por los datos macroeconómicos, el entorno y además el sentimiento de los inversores no es especialmente positivo. Sin embargo, creemos que de aquí en adelante es un buen momento para ir construyendo cartera. Aquellos que hayan mantenido renta variable en cartera creemos que no es momento para venderla porque los precios están muy bajos y sería momento de empezar a mirar compañías que son muy buenas y por el entorno negativo están a precios bajos.

– Hay fondos que por su aspecto más defensivo no lo están haciendo mal este año como el Pyrford Global Total Return (Sterling), ¿qué caracteriza a este fondo y por qué cree que tener un fondo de bajo riesgo es aconsejable en este momento?

En primer lugar, Pyrford es un ‘boutique’ de Columbia Threadneedle que lleva más de 28 años gestionando esta cartera, que diría es ultraconservadora. El objetivo de esta gestión y que ha demostrado en estos 28 años es no perder dinero en ninguna circunstancia de mercado. Ha habido un par de años que ha quedado en negativo pero tiene un ‘track record’ muy bueno. La filosofía del fondo es tremendamente conservadora y por dar un ejemplo en 2008, que fue un año muy malo para las bolsas, acabó el ejercicio con un +12%. Tiende a tener un comportamiento muy bueno en circunstancias muy complicadas. ¿Por qué creemos que es interesante tener este fondo? Estamos en un entorno complicado, no se va a resolver de un día para otro y como decimos siempre cuando se construyen carteras hay que tener una parte defensiva. El problema este año es que los instrumentos clásicos defensivos, la renta fija, no están funcionando y vemos en todas esas carteras moderadas de nuestros clientes rentabilidades muy negativas. Pyrford Global Total Return es un fondo, como digo, para este tipo de circunstancias porque es de entornos muy complicados y hay que tener un porcentaje sin duda alguna en las carteras defensivas.

– Sobrepondera los bonos del Reino Unido, ¿qué ven los gestores en este tipo de activos?

Este fondo nace en el Reino Unido y la filosofía de gestión es siempre con respecto a la libra esterlina, es decir el subyacente siempre tiene un cierto sesgo hacia el Reino Unido y por eso suelen utilizar bastante porcentaje, una ponderación elevada en bonos soberanos de Reino Unido, los ‘gilts’, pero no es exclusivo porque tiene exposición a bonos australianos, canadienses… El objetivo realmente en la inversión en renta fija en esta cartera es encontrar activos que tengan un rating muy alto, más de AA con retorno positivo. Es cierto que es un fondo que históricamente cómo iba más enfocado a la clientela británica suele tener algo más de exposición a libra.

– ¿Si se empiezan a ver subidas a final de año en las bolsas creen que sería recomendable salir de este fondo o creen que debería ser una apuesta estructural de la cartera de un inversor?

Creemos que este tipo de fondos igual que el Threadneedle Credit Opportunities tienen que tener cabida en una cartera porque bueno a nadie se le escapa que hace un año estábamos ante un mercado alcista y hablábamos de que la inflación no era un problema y estaba controlada, pero la realidad un año después es que no está controlada y tenemos un mercado bajista. Por lo cual la capacidad de predicción que tenemos muchas veces de los mercados a corto plazo es baja, por lo que tener una aproximación en la cartera, con diversificación, de productos y fondos que sean defensivos siempre es importante independientemente de que el ciclo sea más positivo o más negativo. Evidentemente en los próximos meses con las noticias que anticipamos de la macroeconomía, sobre todo en Europa, con datos de inflación, crecimiento, resultados de las compañías… En fin es un entorno muy complicado y por eso estamos explicando y defendiendo el Pyrford Global Total Return que es un fondo que en este tipo de escenarios se comporta muy bien.

Estrategias de Inversión