Repsol ha anunciado que un total de 500 empleados han adquirido 106.083 acciones en el marco del decimocuarto ciclo del plan de entrega de acciones de la compañía. Esta adquisición constituye un 0,087% del capital social actual de la empresa y demuestra la participación activa de los empleados en el crecimiento y desarrollo de Repsol.

Los participantes en el programa adquirieron las acciones a un precio unitario de 14,6559 euros, lo que resultó en un desembolso total de 1,554 millones de euros. Este plan permite a los beneficiarios invertir hasta el 50% del importe bruto del incentivo a largo plazo en acciones de Repsol, lo que promueve un mayor compromiso y alineación de intereses entre los empleados y la empresa.

Los empleados que mantengan las acciones adquiridas durante un período de tres años y cumplan con las condiciones del plan, tendrán la oportunidad de recibir una acción adicional por cada tres acciones destinadas al plan inicialmente. Además, este año se ha introducido la posibilidad de destinar las acciones percibidas como liquidación del Programa de Incentivo a Largo Plazo 2020-2023 a la inversión en el plan actual.

Para los miembros del comité ejecutivo, se establece un requisito adicional de desempeño para la entrega de acciones adicionales, que implica alcanzar un nivel de consecución global de los objetivos de retribución variable anual del consejero delegado. Este enfoque fomenta la excelencia y el compromiso de los altos directivos de la empresa.

El mes de mayo marcó el inicio del proceso de adhesión voluntaria al decimocuarto ciclo del plan, seguido por la adquisición inicial de acciones el 16 de junio. El ciclo concluirá con la entrega de las acciones adicionales a los participantes durante el mes de mayo de 2027, brindando a los empleados la oportunidad de participar en el crecimiento y éxito continuo de Repsol.

Estrategias de Inversión