¿Qué bancos españoles están mejor preparados por si vuelve a haber una crisis?

¿Qué bancos españoles están mejor preparados por si vuelve a haber una crisis?

Tras un 2023 que en general fue muy positivo para el sector, los bancos se enfrentan a un 2024 con más incertidumbres. Las posibles bajadas de tipos y la temida ralentización económica ensombrecen un poco el panorama, mientras aún colean algunos problemas en la banca regional estadounidense. Sin embargo, sobre el papel las entidades españolas presentan una situación holgada si se atiende a la calidad del activo, la solvencia y la liquidez.

Banco

Morosidad (%)

CET 1 (%)

Liquidez (%)

Banco Mediolanum

0,55

18,47

549,26

Banca March

1,88

21,26

325,9

Unicaja

3,1

14,7

308

Ibercaja

1,60

12,7

247,2

Banco Sabadell

3,52

13,21

228

Caixabank

2,7

12,4

215

Abanca

2,40

12,6

214

Bankinter

2,11

12,3

206,28

Banco Santander

3,14

12,3

166

BBVA

3,4

12,67

149

Fuente: Elaboración propia

Solvencia

El baremo más obvio para analizar la fortaleza de una entidad es el de la solvencia. La ratio más observada por el mercado es la Common Equity Tier 1 o CET1, que mide el capital de más calidad de los bancos, especialmente las acciones y las reservas, frente al total de activos ponderados por riesgo. Cuánto más elevada sea la ratio, más garantías de solvencia tendrá la entidad. Es decir, podrá soportar pérdidas sin dejar de atender sus obligaciones económicas.

Aquí no parece que haya motivo para la preocupación, con todas las entidades bien capitalizadas, muy por encima de los requisitos del supervisor. Banca March (21,23%) lidera la lista, seguida de cerca por Banco Mediolanum, que cerró el año 2023 con una ratio del 18,47%. De hecho, Grupo Banca Mediolanum tiene un CET1 del 22,3% y es una de las 113 entidades significativas europeas, que son las supervisadas directamente por el BCE. Entre los bancos cotizados del IBEX 35, destaca Unicaja (14,7%), aunque todas las entidades cumplen con holgura los requisitos mínimos.

Morosidad 

La calidad del activo se presenta también como un elemento clave en un momento en que la ralentización económica puede conllevar un aumento de los créditos impagados. La tasa de morosidad de los bancos españoles se sitúa en una media más o menos confortable del 3,5%, de acuerdo con los últimos datos publicados por el Banco de España. Para poner en contexto esta cifra, durante la grave crisis que sucedió a la quiebra de Lehman Brothers, el colapso del ladrillo en España y el rescate de las antiguas cajas, la tasa llegó a escalar a un máximo del 13,6% (2013).

Si se analizan caso por caso los bancos españoles, es en esta ocasión Banco Mediolanum el que más pude presumir, con una ratio de morosidad de apenas un 0,55% que se compara muy favorablemente con la media del sector financiero. También destacan en este aspecto el 1,60% de Ibercaja y el 1,88% de Banca March. Entre los bancos cotizados la tasa de mora más baja es la de Bankinter (2,11%).

Liquidez

El tercer baremo para medir la capacidad de un banco para soportar las turbulencias es la liquidez. Si bien suele ser menos ‘mediático’ que los otros dos, lo cierto es que son los problemas para hacer frente a compromisos de pago inmediatos los que han desencadenado la mayor parte de las crisis bancarias a lo largo de la historia. La crisis de la banca regional estadounidense del año pasado, que todavía colea con algunos casos como el del New York Community Bancorp, es solo un último ejemplo.

Una de las ratios más fiables para medir la liquidez de una entidad es la denominada LCR (Liquidity Coverage Ratio), calculada como el porcentaje que resulta de dividir el fondo de activos de alta calidad del banco (en el que se incluyen las reservas depositadas en el banco central, los pagarés de empresa o los bonos garantizados) entre las salidas netas de efectivo totales estimadas en una situación de estrés durante los siguientes 30 días naturales.

Este coeficiente, que forma parte de los acuerdos de Basilea III, tiene que ser de al menos un 100%, asegurando que el perfil de riesgo de la entidad es adecuado para soportar un mes entero en el ojo del huracán. Y todos los bancos españoles cumplen holgadamente este requisito.

Al frente de todos se sitúa Banco Mediolanum. La ratio del 549,26% al cierre del 31 de diciembre multiplica casi por seis los requisitos mínimos. Es muy superior, por ejemplo, al también muy holgado 325,9% que presenta Banca March. Si se pone el foco en los bancos cotizados del Ibex 35, Unicaja es la entidad con mayor ratio de cobertura de liquidez, con un 288%.

Estrategias de Inversión