La presidenta del Banco Central Europeo (BCE), Christine Lagarde, ha señalado la posibilidad de un recorte en los tipos de interés en la próxima reunión de política monetaria del 6 de junio, siempre y cuando la inflación se mantenga controlada.

Lagarde ha expresado en una entrevista a la cadena ‘RTE One’, recogida por ‘Bloomberg’, que si los datos disponibles refuerzan la confianza en alcanzar la meta de inflación del 2% a medio plazo, es muy probable que se produzca una reducción en los tipos de interés. La exministra francesa de Economía ha enfatizado que lograr esta inflación es el objetivo, la misión y el deber del BCE.

La presidenta del BCE ha manifestado su plena confianza en que la inflación se encuentra bajo control. Ha destacado que las previsiones para el próximo año y el siguiente se acercan significativamente al objetivo del 2%, e incluso podrían alcanzarlo directamente.

En los últimos tiempos, la tasa de inflación en la eurozona ha experimentado una desaceleración, llegando a estancarse en abril en el 2,4%. Se prevé que no regrese al objetivo del 2% establecido por el BCE hasta la segunda mitad del próximo año.

Lagarde ha resumido su enfoque con respecto a la inflación, indicando: «2%, 2%, 2% de inflación a la baja. Misión cumplida. Eso es lo que quiero hacer».

Las declaraciones de Christine Lagarde reflejan la postura del BCE en cuanto a la importancia de mantener la inflación bajo control y cerca del objetivo del 2%. La posibilidad de un recorte en los tipos de interés en la próxima reunión de política monetaria responde a la voluntad de la institución de garantizar la estabilidad económica en la eurozona.

Estrategias de Inversión