Morgan Stanley le sigue viendo un potencial del 44% a Acerinox y del 79,6% a Aperam

En el caso de Aperam elevan el precio objetivo de los títulos de la siderúrgica desde los 44 euros a los 47 euros por acción, lo que supone un ajuste al alza del 6,81% y un potencial alcista en el Mercado Continuo a doce meses vista del 79,6% hasta los 26,17 euros por acción.

Todo ello a pesar de que el fabricante de acero inoxidable Aperam, que cuenta con cuatro turbinas eólicas y más de 50.000 paneles solares en su planta del este de Bélgica, se ha visto obligado a detener la producción debido al aumento de los precios de la energía.

La empresa está pagando por la energía en un mes lo que solía pagar en un año y ha dejado inactiva una instalación que normalmente fundiría la chatarra de acero inoxidable y la convertiría en planchas gigantes, dando empleo a unos 300 trabajadores.

“Tenemos palancas temporales para superar una temporada, pero esto no puede durar años”, explicó a Reuters el jefe europeo de Aperam, Bernard Hallemans.

Aperam destacó en su reciente día del inversor la importancia de la economía circular y el reciclaje de materiales para su negocio. El CEO de Aperam, Tim Di Maulo, fue el primero en presentar y enumeró rápidamente los principios de la economía circular y explicó cómo Aperam los ha incorporado a sus operaciones.

La siderúrgica luxemburguesa, controlada por la familia Mittal, se deja en el año un 46,45%. Cuenta con un ratio precio-beneficio (PER) de 1,79 veces y una rentabilidad por dividendo del 7,6%.

Ajuste en Acerinox

En el caso de Acerinox, los analistas de Morgan Stanley ajustan su valoración un 3,9% desde los 12,7 euros a los 12,2 euros por acción. Sin embargo, este precio objetivo supone un potencial alcista del 44,2% desde los 8,45 euros actuales en los que cotiza este miércoles en el Ibex 35. 

En el informe previo de septiembre los analistas de Morgan Stanley señalaron que las compañías intensivas en energía arrastran problemas y «el límite al precio del gas establecido por el Gobierno no funciona» después de que Acerinox decidiera aplicar durante la primera quincena de septiembre el Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) como una herramienta para hacer frente a los elevados precios de la energía, pero manteniendo la actividad necesaria para cumplir con las obligaciones con los clientes. 

«A pesar de que Acerinox se beneficia de una elevada exposición a Estados Unidos (72% del Ebitda 2021 del grupo) y un sistema flexible de ERTEs en Europa, creemos que las acereras sufrirán a corto plazo (debilitamiento demanda, repunte en casetes… )», sostuvieron.

En lo que va de año, las acciones de Acerinox se dejan un 28% en el selectivo español, cuentan con una rentabilidad por dividendo del 5,95% y un PER bajo de 2,28 veces. El consenso de los analistas sitúa su precio objetivo en los 14,45 euros por acción, lo que le da un posible recorrido al alza en el Ibex 35 del 77,4%.

Estrategias de Inversión