Ayer martes era el día de dos de las grandes tecnológicas americanas. Microsoft y Alphabet (Google) presentaban cuentas, con el foco de los inversores puestos en los números general, y de los provenientes de la inteligencia artificial, en particular.

La compañía fundada por Bill Gates presentaba unos beneficios de 22.291 millones de dólares, lo que supone un incremento del 27% interanual. Respecto a los ingresos, Microsoft ha sumado 56.517 millones de dólares (frente a los 54 540 millones estimados), gracias, especialmente, al desempeño de los servicios en la nube. En este sentido, los ingresos de su unidad Intelligent Cloud, que alberga la plataforma de computación en nube Azure, crecieron un 19% hasta los 24.300 millones de dólares, frente a la estimación de los analistas de 23.490 millones. El BPA escaló hasta los 2,99$/acc frente a los 2,65$/acc estimados, un +27%.

Los ejecutivos de Microsoft mejoraron las guías para la última parte del año, en parte, por las sólidas mejoras en el campo de la IA, un fuerte de cara a los próximos años.

Microsoft se ha convertido en uno de los pioneros de la IA, en gran parte gracias a su importante inversión en la startup OpenAI, creadora del exitoso chatbot de IA generativa ChatGPT. Microsoft ha estado integrando la tecnología de OpenAI en todo su catálogo de productos, desde su motor de búsqueda Bing hasta su suite de software de productividad en el lugar de trabajo Microsoft 365 y la plataforma de codificación de software Github.

Por su parte, la matriz de Google lograba una ganancia neta en el periodo julio-septiembre de 19.690 millones de dólares, frente a los 13.910 millones de un año antes, mientras que los ingresos alcanzados en dicho período se situaron en 76.690 millones de dólares.

Sin embargo, la división de computación en la nube de Alphabet creció a su ritmo más lento en 10 trimestres. En concreto, los ingresos de Google Cloud en el tercer trimestre aumentaron un 22,5%, a 8.410 millones de dólares, el crecimiento más sosegado desde el primer trimestre de 2021; Wall Street esperaba unos ingresos por computación en la nube de 8.620 millones de dólares. Además, aunque el gasto en publicidad ha sido fuerte en algunos sectores como el comercio minorista y los viajes, los analistas han observado un retroceso de los presupuestos en algunas áreas, lo que afecta a la principal fuente de ingresos de Alphabet. La empresa informó de unos ingresos publicitarios de 59.650 millones de dólares en el tercer trimestre, frente a los 54.480 millones del año anterior.

Alphabet también ha desplegado IA en decenas de sus productos, como sus teléfonos insignia Pixel, y más recientemente ha experimentado con la adición de IA generativa a su motor de búsqueda. A principios de este año, la empresa lanzó su chatbot de IA generativa llamado Bard, que compite con ChatGPT.

Siguenos en nuestro canal de WhatsApp de Estrategias de Inversión

Estrategias de Inversión lanza su canal de WhatsApp, completamente gratuito para que los inversores puedan seguir los informes y análisis más interesantes de la jornada, así cómo novedades, cursos gratuitos, ideas de inversión de corto, medio y largo plazo.

Siguenos fácilmente en tu WhatsApp pinchando en este enlace.

Estrategias de Inversión