Meliá se consolida en el podio de los mejores del Ibex 35 pese a las turbulencias del mercado

A pesar de caer el viernes, Melia Hotels atraviesa unos meses más que positivos en el IBEX 35. Así lo reflejan los datos, ya que se posiciona como uno de los tres valores del selectivo español que más avanzan este 2023. Concretamente, la compañía hotelera acumula una subida anual superior al 37%, únicamente superada por Amadeus e Inditex.

Este viernes, Deutsche Bank revisaba sus perspectivas sobre Melia Hotels, elevando el precio objetivo de la entidad un 11,8%, desde 5,9 euros a los 6,60 euros actuales, y otorgando a la empresa española un potencial a 12 meses del 4%.

Criterio que sigue una línea muy similar a la del consenso de analistas de Reuters, que otorga un potencial a Melia Hotels del 3,27%, con un precio objetivo por sus acciones de 6,47 euros. Además, de los 15 analistas que cubren la compañía, el 33% se decanta por la compra de sus acciones, el 47% recomienda “mantener”, y el 20% restante prefiere la venta de los títulos.

En la mañana del jueves se dio a conocer el relevo en la presidencia del grupo, ya que Gabriel Escarrer Juliá presentaba su renuncia al frente de la empresa y será sustituido por su hijo, Gabriel Escarrer Jaume, que hasta ese momento ocupaba la vicepresidencia y el cargo de CEO, puesto que aún seguirá manteniendo.

Además, la compañía comunicó en la junta general de accionistas que celebró el jueves pasado en Palma, su intención de incrementar su ebitda, el resultado bruto de explotación, en más de un 10% con respecto al dato de 2022, año que cerró con un cifra de 430,8 millones de euros. Gabriel Escarrer recordó que se comprometió a alcanzar un ebitda de 400 millones el pasado año, “objetivo superado con creces” y que permite a la compañía intentar dar un paso más.

De esta forma, desde la entidad se ven con fuerza para comprometerse “a superar de nuevo el consenso de mercado”, y alcanzar un ebitda este 2023 por valor de “hasta 475 millones de euros”, según expresó el consejero delegado del grupo. A su vez, se anunció la intención de firmar 30 nuevos hoteles en diversas partes del mundo, que suponen un total de 8.000 habitaciones.

Esta información supuso un cambio de tendencia en bolsa para la entidad, ya que consiguió remontar el vuelo tras cuatro jornadas consecutivas de pérdidas en el Ibex 35. Cerró el jueves con un incremento del 3%, aunque en la jornada del viernes volvía a ceder.

Estrategias de Inversión