El viernes pasado cerrábamos una semana con máximos del S&P500 y DOW JONES. Los resultados empresariales están siendo mejores de lo previsto en EE.UU. y el mercado lo refleja. De hecho, de las 117 empresas del S&P 500 que han presentado sus beneficios hasta ahora, el 65% ha superado las expectativas del consenso en al menos una desviación estándar de las estimaciones de los analistas, una tasa que, de mantenerse, situaría al trimestre de septiembre entre los más fuertes de la historia, tras un primer semestre ya de por sí fuerte, según Goldman Sachs.

Este lunes, y con unos inversores pendientes del nuevo repunte del Covid con sus nuevas variantes y que aguardan ya a las penúltimas reuniones del año de los bancos centrales, los futuros de los índices estadounidenses se mantienen firmes, ajenos a las noticias sobre un impuesto piloto en China y de los continuos problemas en el sector inmobiliario. En estos momentos, los futuros de los tres principales índices americanos cotizan al alza: subidas del 0,05% para el DOW JONES hasta los 35.690 puntos, del 0,12% para el S&P500 en los 4.550 y del 0,27% para el NASDAQ que se mueve en los 15.396, en una jornada en la que Facebook dará el pistoletazo de salida a las ganancias de los gigantes tecnológicos.

Política y macro

En EEUU, los demócratas están a punto de llegar a un acuerdo sobre un proyecto de ley de gasto social que es una versión reducida del propuesto por el presidente de EEUU, Joe Biden, y planean votar sobre el fondo y sobre un paquete de infraestructuras esta semana.

El viernes, Jerome Powell, presidente de la Fed, explicaba que “los cuellos de botella de la oferta siguen pesando y no podemos descartar otro pico del coronavirus este invierno. Creo que el crecimiento del empleo volverá a los altos niveles observados el verano pasado, pero puede que tarde más de lo esperado. La opinión de la Fed es que es probable que la inflación alta disminuya. Las herramientas de la Fed no ayudan demasiado con las restricciones de oferta. Las restricciones del lado de la oferta han empeorado en algunas circunstancias recientemente. Es probable que la alta inflación dure hasta bien entrado el próximo año, pero aún esperamos que la inflación vuelva a bajar cerca de la meta del 2%. Si la Fed ve una inflación persistente, usaría sus herramientas. Necesitamos asegurarnos que nuestra política esté posicionada para una variedad de resultados. Estamos en camino de comenzar el taperinga mediados de 2022”. “Espero que el sector de servicios vuelva a la normalidad a medida que la variante delta se disipe. Somos muy conscientes de nuestro efecto en las condiciones financieras globales. Nuestra comunicación sobre la reducción gradual (tapering) ha funcionado. Debemos observar cuidadosamente para ver si la economía está evolucionando con nuestras expectativas y adaptarnos en consecuencia. Los objetivos de inflación y empleo de la Fed están mostrando desajustes. Estamos observando con mucho cuidado, tenemos que ser pacientes”, apuntaba Powell.

Por su parte, Thomas Barkin, presidente de la Fed de Richmond, señalaba que “las medidas para aumentar la oferta laboral pueden ser beneficiosas, pero pueden tener un impacto en los precios. Preferiría terminar el tapering antes de que la Fed parezca despegar. En el mercado laboral, necesitamos explorar hasta cuando podrá recuperarse. No puedo pensar por qué Estados Unidos no aumentará el techo de la deuda”. Además, la presidenta de la Fed de San Francisco, Mary Daly, señaló que “durante muchos meses, las tasas de inflación han sido más altas y han durado más de lo esperado. El coronavirus ha influido directamente a la mayor parte de la inflación actual. La inflación transitoria se refiere al hecho de que no se espera que dure a medida que disminuya la pandemia. La cadena de suministro global es más delicada de lo que nadie pensaba. Si la Fed sube los tipos de interés, no resolverá los problemas de la cadena de suministro, pero puede impedir que la Fed logre el pleno empleo. Si la inflación es alta el próximo año, podemos subir los tipos de interés. Las expectativas de inflación a corto plazo han aumentado, normalmente bajan a medida que la inflación se modera. Por el momento, mantenerse firme es el mejor resultado para la política”.

Otros mercados

China ha anunciado un programa piloto de impuestos sobre la propiedad en algunas ciudades, y de que los casos de Covid-19 aumentaran en el continente. Los casos siguen siendo extremadamente bajos, pero, ominosamente, están bastante repartidos geográficamente. Hay mucho por ciento a nivel internacional para ver cómo se desarrolla el delta en los países con Covid cero y será interesante ver cómo se desarrolla en China. 

Evergrande, después de haber realizado un pago de cupones en el extranjero en un momento dado el viernes, se enfrenta a otro dentro de cuatro días, el 29 de octubre. Su presidente ha dicho que se han reanudado los trabajos en proyectos inmobiliarios en China, y que va a apostar fuerte por su división de vehículos eléctricos en la próxima década.

Durante el fin de semana, el ministro de Energía de Arabia Saudí afirmó que la OPEP+ mantendría la cautela en cuanto a la producción. El petróleo tuvo un viernes de bandera y ha subido en Asia. Ominosamente, los futuros del gas natural han subido más de un 4,0% esta mañana, y los futuros del carbón de China también han subido un 4,0%, lo que quizá ponga a prueba los límites de la capacidad del gobierno central de China para hacer bajar los precios. 

Los precios del petróleo subían, ampliando las ganancias previas al fin de semana y alcanzando máximos de varios años, ya que la oferta mundial sigue siendo escasa en medio de una sólida demanda de combustible en Estados Unidos y otras partes del mundo, mientras las economías se recuperan de las caídas inducidas por la pandemia del coronavirus. Este lunes, los futuros del petróleo Brent cotizan en estos momentos con subidas del 0,65% en los 85,19 euros por barril, mientras que los del West Texas repuntan un 0,81% en los 84,44 dólares.

En el mercado de las criptomonedas, el Bitcoin sube un 3,21% hasta los 62.732 dólares.

Agenda del día 

En Estados Unidos los datos a seguir serán el índice de actividad nacional de la Fed de Chicago de septiembre y el índice de negocios Mfg de la Fed de Dallas. También se conocerán las cifras de la emisión de bonos a 3 y 6 meses.

A lo largo de la semana se darán a conocer en EEUU y en las principales economías europeas, entre otros importantes indicadores, las lecturas de los índices de confianza de los consumidores del mes de octubre, las lecturas preliminares del IPC de octubre (en las economías de la Zona Euro), así como las estimaciones preliminares de los PIBs del 3T2021.