Moderna ha conseguido grandes avances con su vacuna contra el cáncer de piel o melanoma denominada ARNm-4157, reduciendo en un 49% de los casos el riesgo de recurrencia de muerte por la enfermedad. Por lo que prevé que podría estar disponible para 2025 y cuenta con el apoyo de los reguladores de EE.UU. y Europa.

Este tipo de vacunas se denominan terapéuticas, ya que no buscan prevenirla sino tratarla. Entrenando al sistema inmunológico contra el agente invasor.

“A estos tratamientos se los denomina inmunoterapia 2.0”, según el director general de Moderna Stéphane Bancel.

La tecnología utilizada es el ARN mensajero (ARNm), que demostró ser muy eficaz contra las formas graves de covid-19.

En un estudio que participaron 157 personas, la vacuna de moderna combinada con el fármaco de inmunoterapia de Merck, Keytruda, redujo el riesgo de recurrencia o muerte en un 49% durante un período de tres años, en comparación con la administración únicamente de Keytruda.

El año pasado, los resultados presentados por Moderna mostraron una reducción del riesgo del 44%.

«La diferencia en la supervivencia está creciendo. Cuanto más pasa el tiempo, más se ve esa ventaja», dijo Bancel, señalando que la tasa de efectos secundarios no había aumentado.

«Tenemos una de cada dos personas, en comparación con el mejor producto del mercado, que sobrevive», afirmó Bancel, «lo cual en oncología es enorme».

Moderna tiene previsto un estudio de fase 3 en el que participaran mil personas para 2024.

Tanto la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA) como la Agencia Europea de Medicamentos han colocado la terapia en una vía de revisión acelerada.

¿Cómo funciona la vacuna?

El desarrollo de la vacuna comienza con la secuenciación del genoma del tumor de cada paciente y la identificación de mutaciones específicas para codificar.

“Se trata, en consecuencia, de un ejemplo de medicina individualizada adaptada sólo a la persona tratada», afirmó Bancel.

Para el lanzamiento de la vacuna, Modera está construyendo una nueva fábrica en Massachusetts para tener un suministro abundante. Uno de los requisitos de la FDA.

¿Qué dicen los analistas?

Según Tipranks, Moderna cuenta con la revisión de 15 analistas divididas en 6 compras, 7 mantener y 2 ventas. El precio objetivo promedio es de 119.92 dólares con un pronóstico alto de 231 dólares y un pronóstico bajo de 60 dólares. El precio objetivo promedio representa un cambio del 34.61% con respecto al cierre del martes.

Moderna cerraba la sesión del martes al alza en los 88.81 dólares. La media móvil de 200 se encuentra sobre la vela del martes, RSI al alza en los 65 puntos y las líneas del MACD cruzan por encima del nivel de cero.

Estrategias de Inversión