En mayo, la Seguridad Social en España experimentó un aumento significativo en el número de afiliados, con un promedio de 220.289 cotizantes más en comparación con el mes anterior, lo que representa un incremento del 1%. Este crecimiento se vio impulsado principalmente por el sector de la hostelería, que sumó cerca de 78.000 afiliados durante el mes, según datos publicados por el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones.

Tras este aumento, el número medio de afiliados alcanzó la cifra récord de 21.321.794 ocupados en el país, llegando incluso a superar los 21,4 millones de trabajadores en algunos momentos del mes. Este incremento es el más alto registrado en un mes de mayo desde 2018, cuando se crearon más de 237.000 empleos.

En el último año, desde mayo de 2023 hasta mayo de 2024, la Seguridad Social ha sumado 506.395 afiliados en valores medios, con un crecimiento interanual del 2,4%.

En términos desestacionalizados, el número de cotizantes a la Seguridad Social aumentó en 62.505 afiliados (+0,3%) en mayo, superando así los 21,1 millones de ocupados. Específicamente, el mes cerró con un nuevo récord de 21.135.844 trabajadores.

Dentro de la serie desestacionalizada, se han creado 497.426 empleos en el último año y cerca de 1,8 millones desde diciembre de 2019, antes de la pandemia.

Récord de mujeres afiliadas

El incremento mensual de afiliados en mayo fue mayor entre los varones, con 114.353 cotizantes más respecto a abril (+1%), mientras que el empleo femenino creció en 105.936 ocupadas (+1,05%). El número de mujeres trabajadoras marcó un récord histórico de 10.105.218 ocupadas, representando el 47,4% del total de afiliados.

Desde finales de 2019, el empleo femenino ha crecido un 11,8%, superando el avance del 7,8% entre los varones. En términos interanuales, la afiliación femenina también crece más que la masculina, con un 2,8% frente al 2%.

El Ministerio destaca el dinamismo del empleo juvenil, con un aumento del 15,3% desde 2019, 5,7 puntos por encima del conjunto de los ocupados. Este crecimiento se ha visto reflejado en sectores de alto valor añadido, con un incremento en la cuantía de las bases de cotización del 20%.

En cuanto a la afiliación de extranjeros, esta aumentó en mayo en 92.704 cotizantes, un 3,3% más respecto al mes anterior, alcanzando un nuevo máximo histórico de 2.882.967 ocupados.

Por regímenes, el Régimen General ganó 206.687 afiliados medios en mayo (+1,2%), llegando a un total de 17,88 millones de ocupados. El Régimen de Autónomos (RETA) sumó 12.285 afiliados (+0,37%), situando el total de cotizantes por cuenta propia en 3.377.222 personas, su cifra más alta desde abril de 2008.

Dentro del Régimen General, la hostelería fue el sector con el mayor aumento de ocupación, con 77.913 cotizantes más respecto al mes anterior (+5,1%). Le siguieron las actividades administrativas, actividades sanitarias y el comercio.

El porcentaje de afiliados con contrato temporal se situó en mayo en mínimos históricos del 12,8%, mientras que los contratos indefinidos representaron el 87,2% de los ocupados, tras crecer 17 puntos desde la reforma laboral. En el caso de los menores de 30 años, la temporalidad se redujo en 34 puntos, llegando al 19,5%.

En el último año, los afiliados con contratos indefinidos a tiempo completo aumentaron un 4,1%, por encima de los contratos a tiempo parcial y fijos-discontinuos. El total de ocupados con contrato indefinido alcanzó una cifra histórica de 14,6 millones.

Estrategias de Inversión