Jackson Hole y la inflación, referencias de agosto tras un julio positivo para las bolsas

El mes de julio es tradicionalmente muy atareado en las bolsas y esta vez no ha sido una excepción. Con las excepciones de Solaria e Inditex, todas las empresas del IBEX 35 han presentado ya sus resultados trimestrales, y en general la acogida ha sido buena, ayudando al selectivo a buscar nuevos máximos anuales.

En un índice tan bancarizado como es el IBEX 35, destacó especialmente el buen comportamiento del sector financiero, –Banco Santander, BBVA, Caixabank, Banco Sabadell, Bankinter y Unicaja Banco-, que se anotó en conjunto un beneficio de 12.385,6 millones de euros, cifra que supone un incremento de un 20,7% respecto al mismo período del año pasado. 

En Wall Street todavía quedan bastantes actores importantes del mercado en desglosar sus cuentas. De momento algo más de la mitad de las empresas del S&P 500 ya han informado, con el 80% registrando ganancias, según FactSet. Así, la temporada de resultados no ha logrado diluir tampoco el optimismo de los inversores, alimentado en buena medida por el boom de la Inteligencia Artificial y por las expectativas de que la Fed haya acabado de subir los tipos.

En la última semana de julio la Reserva Federal hizo buenos los pronósticos y elevó en 25 puntos los tipos de interés, que se encuentran en un rango entre el 5,25% y el 5,50%, su nivel más alto en 22 años. La gran duda ahora es si realmente será la última subida del ciclo o si habrá un nuevo techo para el precio del dinero. Por el momento, el presidente Jerome Powell parece preferir no casarse con nadie, ciñéndose al discurso de que se tomarán las decisiones en función de los datos que vayan publicándose. La próxima reunión no llegará hasta septiembre.

El BCE también continuó con el endurecimiento de la política monetaria, subiendo los tipos en 25 puntos básicos en la novena alza consecutiva desde julio del año pasado. Se sitúan así en el 4,25%, igualando el máximo histórico de julio de 2008. La tasa de depósito alcanza el 3,75% y la de la facilidad de préstamo el 4,50%. Y el mercado estima que el equipo de Christine Lagarde no ha acabado todavía de endurecer la política monetaria.

La inflación retrocede, pero a un ritmo no tan rápido como querrían los bancos centrales. Según los datos preliminares de mayo que facilita Eurostat, el IPC de la zona euro se desaceleró en julio (dato adelantado) hasta una tasa interanual del 5,3%, dos décimas por debajo de la lectura de junio (5,5%), según los datos publicados por Eurostat. El IPC subyacente (que excluye los precios de la energía, los alimentos, el alcohol y el tabaco por ser más volátiles) se mantuvo en el 5,5% interanual, mismo nivel de junio. Además, está muy lejos todavía el objetivo del 2% del BCE. Todavía no se han conocido los datos de inflación en EEUU, después de que en junio el IPC se moderase en un punto, hasta el 3,0%. La subyacente bajó cinco décimas, hasta el 4,8%.

Mercados

Wall Street sale de un mes de julio muy positivo. El S&P 500 y el DOW JONES acumularon subidas cada uno más del 3%, mientras que el Nasdaq, de gran peso tecnológico, lo hizo incluso mejor y avanzó alrededor del 4,1%. Cabe mencionar también la racha de 13 jornadas ininterrumpidas en las que estuvo subiendo el Dow Jones, igualando un récord de 1987.

El IBEX 35 terminó el séptimo mes de año con una subida mucho más modesta del 0,5%, hasta los 9.641,50 puntos. Eso sí, el índice llegó cerrar el 27 de julio en nuevos máximos anuales (9.694,70). En el acumulado del año avanza ya algo más de un 17%, pero se le están resistiendo los 9.700 puntos, un umbral que no pisa desde febrero de 2020.  Algo mejor lo ha hecho el EURO STOXX 50, con un avance del 1,64% en julio.

Dentro del IBEX 35, cuatro valores se anotaron alzas de doble digito en julio: Indra (+16,68%), Grifols (+13,71%), Fluidra (+13,03%) y Inmobiliaria Colonial (+10,75%). El valor más penalizado durante este mes fue Acciona, que acumuló una caída del 9,58%.

En cuanto al petróleo, los anuncios de recortes de producción de Arabia Saudí han llevado al crudo Brent de referencia en Europa a situarse por encima de los 85 dólares, superando ya holgadamente los 80 dólares del inicio de año.

Agenda de agosto

Los bancos centrales volverán a ser protagonistas en agosto. Aunque ni el Banco Central Europeo (BCE) ni la Reserva Federal tienen programadas reuniones de política monetaria este mes, los inversores tendrán que estar muy atentos al tradicional simposio de Jackson Hole, que este año se celebrará entre el 24 y el 26 de agosto bajo el epígrafe ‘Cambios estructurales en la economía global’.

Sí habrá reunión del Banco de Inglaterra, que se celebrará el 3 de agosto.

En el ámbito macroeconómico, este viernes 4 de agosto se conocerán las cifras de paro en EEUU. En cuanto a la inflación, que sigue siendo un quebradero de cabeza para los bancos centrales, el 11 de agosto se publicarán los datos del IPC de julio en España. Un día antes, el 10, se habrá publicado ya el IPC de EEUU, mientras que el dato de la eurozona se conocerá el día 18.

A tener en cuenta también que en EEUU todavía tiene recorrido por delante la temporada de resultados trimestrales. El jueves día 3 publicará sus cuentas Apple, la compañía más valiosa del mundo, con una capitalización bursátil por encima de los 3 billones de dólares. Ese mismo día desglosará sus cuentas otro miembro del club del billón de dólares, como es Amazon.

En España hay que tener en cuenta los próximos pasos a seguir tras las elecciones generales del pasado 23 de julio, que han dejado un clima de elevada incertidumbre política. Está previsto que el 17 de agosto se constituyan las Cortes, y cuatro días después, el 21, el rey Felipe VI iniciará la ronda de contactos para encontrar un candidato a la investidura.

Estrategias de Inversión