Inditex ha presentado este miércoles antes de la apertura del mercado sus resultados correspondientes a los primeros nueve meses de su año fiscal (entre febrero y octubre), un período en el logró un beneficio neto de 4.102 millones, un 32,5% más.

Por su parte, Inditex facturó 25.609 millones de euros (+11,1%), “con una evolución muy satisfactoria tanto en tienda como online, positiva en todas las áreas geográficas y en todos los formatos”. Eso sí, los tipos de cambio han arañado varios puntos al crecimiento: descontándolos, las ventas de Inditex crecieron un 14,9% en los nueve primeros meses.

El margen bruto aumentó hasta el 59,4% y el resultado operativo (ebitda) se incrementó un 13,9%, hasta 7.429 millones de euros. En cuanto a la posición financiera neta aumentó un 15%, hasta 11.480 millones de euros. 

En el ejercicio 2023 Inditex espera un margen bruto alrededor de 75 puntos básicos superior al de 2022.

Inditex señala en una nota enviada a la CNMV que ha realizado aperturas en 36 mercados durante los nueve primeros meses, aunque el saldo neto de aperturas es negativo: a cierre del periodo, Inditex sumaba 5.722 establecimientos, 585 menos que un año atrás.

Estrategias de Inversión