¿Cómo definiría qué es IG?

IG al final es la forma que tienen los inversores de acceder a las oportunidades en el mercado financiero. Es decir, nosotros somos una fintech que lleva 40 años de experiencia en este mundo, y al final entendemos que hay que ofrecer la mejor tecnología para que los inversores tengan un acceso fácil, rápido y muy completo al mayor número de subyacentes de las manera más sencilla posible y con todas las herramientas que alguien que quiere acceder a las oportunidades en el mercado financiero necesite.

La matriz fue fundada en 1974, tiene más de 300.000 clientes en todo el mundo y empezó ofreciendo los servicios de intermediación en el mercado del oro. ¿Qué queda de todos aquellos orígenes?

IG son la siglas de Investment Gold, de invertir en oro. El fundador de IG, con un grupo de amigos, se percató de las muchas oportunidades que existían en los años 70 cuando acaba lo que era la paridad con el oro. Pensaron en maneras sencillas para invertir en el oro e inventaron una forma de poder invertir en la materia prima teniendo una exposición directa al producto y de una manera sencilla. El fundador lo que sí que pensó es que ese proyecto le podía ir mal pero lo que no iba a hacer era perder el dinero y los amigos. Por ello, está muy presente en el ADN de IG el considerar a todos nuestros clientes como parte de una familia, ofrecer los mejores servicios y ofrecer la garantía de que ellos son lo primero cuando estamos tanto desarrollando el producto, como desarrollando las herramientas, como luego dándoles el servicio.

Esa inversión en el oro se sigue manteniendo en el broker, porque ofrecen hasta 13.000 subyacentes para poder operar. ¿Cuáles son los principales activos que ofrecen en la plataforma y cuáles son las más demandados por parte del inversor?

IG es la manera fácil de invertir en cualquier subyacente. Y nuestra oferta es muy importante porque son los clientes los que demandan el tener acceso al mayor número de subyacentes y de las formas más variadas posibles. Es verdad que la forma de invertir ha cambiado mucho en España en los últimos diez años. Hace 15 años a los que nos movíamos en bolsa lo que nos gustaba era invertir en tres activos, hoy en día la gente, sobre todo a partir del interés que ha habido en las acciones americanas, quiere invertir en muchas cosas y muy diferentes. El perfil de subyacente y de producto es muy amplio, el inversor cada vez demanda mucho más la autogestión, el asumir sus propias decisiones y riesgos, y en qué productos quiere invertir, de ahí la importancia de ofrecer un servicio fácil, ágil y que ayude al cliente para que lo pueda hacer.

Dentro esa elaboración propia de cada cliente, es verdad que es necesario estar regulado. ¿Qué garantías ofrecéis desde IG en este sentido?

Esto es algo fundamental. En IG hay tres patas clave: el acceso a los mercados financieros de la manera mejor y más fácil, el trato hacia nuestros clientes como una familia y ofrecerles el mejor servicio con un modelo de negocio sostenible en el que prime y, la tercera pata, la confianza. Trabajamos en el sector financiero, donde lo que movemos es dinero e inversiones, y es muy importante la garantía que se ofrezca a los clientes a nivel de regulación. En IG, como estamos operando en diferentes mercados, nos sometemos a la regulación tanto de la casa matriz (FCA porque es una empresa británica), por otro lado a la regulación del mercado en el que estamos operando (en el caso de España de la CNMV) y como tenemos sede en Frankfurt para dar un mejor servicio a nuestros clientes europeos estamos sometidos también a BaFin; estamos en los tres paraguas regulatorios y siempre aplicamos la normativa más restrictiva o más tuitiva que proteja mejor a los inversores.

También es importante tener los fondos segregados, es decir, que los fondos de los clientes no estén dentro del balance de IG sino que estén separados para que, en el caso de que hubiera algún tipo de quiebra, los fondos de los clientes no se vieran afectados. La confianza es clave y creo ese es uno de los valores fundamentales de IG y el motivo por el que la gente se acerca a IG, por la seguridad que damos a la hora de que su capital esté protegido.

IG es uno de los mayores brokers que hay actualmente, pero no es el único que opera en el mercado español. ¿Cuál es la principal diferencia que tiene frente a otros y cuál es la gran ventaja que ofrece IG actualmente?

Más allá de la garantía comentada, el hecho de tener la experiencia que tenemos (de hecho, una serie de productos apalancados los inventó IG), la tecnología que estamos ofreciendo, la seguridad que ofrece la tecnología que tenemos y el servicio que es muy dedicado, son algunas de nuestras ventajas. A mi me gusta hacer una semblanza y ponernos en un punto medio entre lo que es la banca tradicional que conocemos y, por otro lado, lo que es fintech; tratamos de conjugar lo que es la parte fintech de dar la funcionalidad rápida y de dar el servicio, y hacerlo con servicio diferencial y personalizado. 

¿Cuál es su opinión sobre las criptomonedas?

Es un hecho que la tecnología blockchain está aquí y que ya es disruptiva y lo va a ser muchísimo más. El tema es cómo se va a articulando en distintas criptomonedas y aquí es muy importante el tema regulatorio. Creo que va ser clave en la nueva explosión de las futuras criptos o en la estabilización del precio que haya una regulación y que la gente tenga la garantía de que haya regulación de los proyectos y también de los sitios donde se puede operar con ellas. En definitiva, la regulación también va a ser clave para la evolución de ese tipo de subyacentes. 

¿Cuál es el papel que tiene la tecnología en el negocio de IG? ¿Cómo les permiten las nuevas tecnologías mejorar la experiencia de los clientes?

El 70% de nuestra plantilla son empleados expertos en tecnología y son profesionales cuyo trabajo es desarrollar una aplicación que sea muy fiable, que tenga la menor latencia posible, que ofrezca el mayor número de herramientas… Al final entendemos que es eso lo que también nos diferencia, el ofrecer la facilidad de acceso de una manera muy rápida, sencilla y fiable desde el teléfono móvil para poder operar. Es clave que la empresa tenga ese componente de tecnología para ofrecer esos servicios y herramientas que los clientes demandan.

¿Cuál es el perfil de cliente en España que solicita los servicios de IG?

Alguien que está formado, que busca más formación, que asume los riesgos y que busca y opera con el producto apropiado para él. Por eso, para nosotros es clave incluso cosas que el regulador no pide, como son una serie de ingresos y unos ahorros mínimos, porque entendemos que este producto solo es apropiado para el inversor que conoce los riesgos, que está a dispuestos a sumirlos y que tiene el interés en asumir un potencial de rentabilidad mayor a un riesgo mayor.

Estrategias de Inversión