El impacto de la crisis del Covid-19 también se ha dejado sentir en Gigas Hosting. La empresa especializada en servicios de cloud computing ha comunicado hoy los resultados correspondientes al primer semestre del año, en el que ha perdido 168.409 euros, debido a la ralentización de las ventas y al incremento en las amortizaciones ligadas a las adquisiciones de compañías, según ha explicado la compañía en un nota enviada a través de BME Growth.

¿Cómo descubrir el próximo «Mirlo Blanco» en bolsa?

Se trata de buscar un mix de estrategia y táctica para invertir en bolsa. Da igual que haya sectores hundidos por la economía, siempre hay otros que se van a beneficiar de los mismos. ¿Cómo descubrimos el próximo «Mirlo» en bolsa?

En cuanto a los ingresos brutos de Gigas en este período, suman 6,04 millones de euros, un 5% más respecto a los 5,76 millones de euros del mismo periodo del ejercicio anterior, pero un 7,2% inferior a lo previsto, por «la drástica» depreciación de las divisas en Latinoamérica, en ocasiones de hasta el 25%, así como del dólar americano». De hecho, excluyendo su impacto el crecimiento hubiera sido del 8,9%. Además, los ingresos también se han reducido por las bajas de clientes por el Covid-19 y por el «crecimiento importante de los descuentos» destinados a ayudar a clientes con dificultades por el entorno generado por la pandemia. 

En este sentido, la cifra de negocios alcanzó los 5,14 millones de euros, un 3,7% más que los 4,95 millones de hace un año, pero un 10,4% menos que lo previsto para los seis primeros meses del ejercicio. Por su parte, el EBITDA de Gigas fue de 1,1 millones de euros en los seis primeros meses del año, un 17,5% inferior a los 1,33 millones de euros presupuestados.

A pesar de todo, gigas confía en poder recuperar «próximamente» la senda de los resultados positivos que estaba manteniendo en los últimos semestres gracias al crecimiento orgánico y a la incorporación de Ignatar, una compañía irlandesa de la cual ha adquirido un 75% por 2,2 millones de euros (además ha cerrado una opción de compra del otro 25% en 24 meses por hasta un millón de euros, dependiendo de la evolución de la empresa adquirida).