General Motors y Tesla anuncian acuerdo para la red de Supercharger

La firma de Elon Musk ha decidido compartir sus estaciones de carga con otras compañías. Tras un acuerdo previo con Ford Motor hace dos semanas, General Motors anunció que también tendrá acceso a la red de Supercharger de Tesla según Josh Schafer en Yahoo Finance.

«Esta colaboración es una parte clave de nuestra estrategia y un próximo paso importante para expandir rápidamente el acceso a cargadores rápidos para nuestros clientes», dijo la directora ejecutiva de GM, Mary Barra, en un comunicado de prensa.

«No solo ayudará a que la transición a los vehículos eléctricos sea más fluida para nuestros clientes, sino que podría ayudar a que la industria avance hacia un único estándar de carga en América del Norte», añadió Barra.

Tesla Supercharger Network estará abierto a los conductores de GM a partir de 2024 e inicialmente requerirá el uso de un adaptador. Para 2025, GM anticipa que sus vehículos eléctricos tendrán una entrada de NAC, lo que permitirá el acceso directo a los supercargadores Tesla.

La red de carga extendida coincide con la estrategia más amplia de GM para electrificar su flota.

“Planeamos producir 400.000 EV en el transcurso de 2022, 2023 y la primera mitad de 2024, incluidos 50.000 EV en América del Norte en la primera mitad de este año, y el doble en la segunda mitad”, escribió Barra en el primer comunicado de la compañía de carta trimestral a los accionistas. La compañía entregó 20.000 vehículos eléctricos en el primer trimestre.

Para Tesla, la asociación es otro ejemplo de cómo la empresa trabaja para aprovechar su ventaja de ser pioneros en el espacio de los vehículos eléctricos, ya que la demanda de sus vehículos reales se encuentra bajo presión.

Varios analistas de la industria le dijeron recientemente a Yahoo Finance que la asociación de Tesla con Ford sería un viento de cola positivo para que los ingresos de Tesla avancen.

«Recuerde en nuestro informe de 2022 que dimensionamos el potencial de Tesla para abrir su red más ampliamente en los próximos años (es decir, más que solo Ford) en 1- 3 mil millones de dólares de ingresos incrementales (aunque Tesla no necesariamente capturaría todo esto)”, escribió el analista de Goldman, Mark Delaney, en una nota luego del acuerdo con Ford.

«Creemos que la noticia es un modesto aumento positivo para Tesla, ya que probablemente generará ganancias adicionales y ayudará a Tesla a mantener la red de carga más sólida, aunque con cierto riesgo de menos ventas de vehículos», indicó Delaney.

Teslacerraba el jueves en los 246.75 dólares con una gran vela alcista. Las medias móviles de 70 y 200 periodos se mantienen por debajo del precio, RSI por encima del nivel de sobre compra y la línea rápida (azul) del MACD se mantiene sobre la lenta (roja) y sobre el nivel de cero.

La resistencia a mediano plazo fue superada y a largo plazo se encuentra en los 314.66 dólares, nivel que alcanzó tres veces entre agosto y septiembre del año pasado. Mientras, los indicadores de Ei se muestran casi en su totalidad alcistas.

General Motors se despedía el jueves en los 37.19 dólares en rojo. La media móvil de 200 se encuentra encima de las dos últimas velas,  RSI a la baja en los 62 puntos y la línea rápida (azul) del MACD se mantiene sobre la lenta (roja) y sobre el nivel de cero.

La cotización no pudo alcanzar la resistencia a mediano plazo en los 36.80 dólares y el soporte en el mismo plazo se sitúa en los 31.50 dólares. Mientras, los indicadores de Ei se muestran en su mayoría alcistas.

Estrategias de Inversión