¿Cuáles fueron los principales impulsores del crecimiento de casi el 57% en el beneficio neto de Arteche en 2023?

El principal motivador de ese crecimiento ha sido el buen performance operativo, el crecimiento en ventas y el crecimiento en rentabilidad. El EBIT ha crecido en el 2023 un 70%, cierto es que el resultado financiero ha sido más negativo que el ejercicio anterior, sobre todo por la coyuntura de tipos de interés, pero claramente el buen performance de nuestras plantas y de nuestras fábricas.

¿Qué factores destacaría como los principales impulsores del aumento del EBITDA en un 35,1% en 2023, y cómo espera la compañía mantener esta mejora sustancial del margen en el futuro?

Las claves para ese crecimiento del EBITDA del 35% han sido tres, que van a ser las mismas para el próximo plan estratégico. La primera, el crecimiento en ventas, volumen y margen. La segunda, la mejora del margen directo, veníamos de años complicados por la cadena del ministro, incrementos de precios de materia prima, hemos conseguido darle la vuelta y recuperar nuestros niveles anteriores a esta crisis y, por último, los costes de estructura, los hemos mejorado este ejercicio 100 puntos básicos y seguimos trabajando en esa línea, sobre todo, con iniciativas de digitalización que nos van a permitir crecer de una forma más eficiente.

Esas tres palancas, volumen, margen directo y costes de estructura van a ser la clave también para el próximo plan estratégico.

¿Cómo ha evolucionado la posición financiera de Arteche, particularmente en términos de deuda financiera neta y su relación con el EBITDA en los últimos años, y cuáles son las perspectivas en este sentido para el próximo período?

Venimos años desapalancando ya la compañía. Por dar unas cifras, 2022 cerramos con ratio de apalancamiento de 1,6. En 2023 lo hemos reducido hasta el 1% y la realidad es que, la generación de caja es uno de los pilares fundamentales del próximo plan estratégico, que hemos explicado ante inversores, analistas y periodistas.

Vemos una generación de caja sostenible de un 30% de EBITDA, con lo cual seguiremos desapalancando la compañía de forma orgánica.

¿Cuál es la estrategia de Arteche para distribuir dividendos a los accionistas y cómo se alinea esto con el enfoque de crecimiento y reinversión de la compañía?

Para Arteche es muy importante la retribución al accionista, venimos haciéndolo en los últimos ejercicios y ayer mismo anunciamos un dividendo de un 50% de payout. En este plan estratégico nos estamos comprometiendo a seguir en esta línea, repartir al menos un 30% de dividendo, pero es cierto que nuestro principal objetivo es hacer la compañía crecer, generar valor y tenemos que aprovechar las oportunidades inorgánicas que se nos presenten para acelerar ese crecimiento y generación de valor, pero con esa sólida generación de caja que vemos a futuro y con el objetivo de no superar el ratio de 2x deuda neta/EBITDA, creemos que vamos a poder afrontar ambas cosas.

¿Qué papel juega el mercado norteamericano en la estrategia de expansión de Arteche, particularmente en el contexto de la inversión en infraestructura eléctrica y energías renovables, y cómo planea la compañía capitalizar esta tendencia en los próximos años?

El mercado norteamericano hoy, Estados Unidos, ya es el principal mercado de Arteche, además es un mercado donde tenemos una posición de liderazgo con algunos de nuestros productos como, por ejemplo, la alta tensión.

Al final, todo el mercado americano lo estamos atendiendo desde nuestras fábricas en México, si bien es cierto que tenemos allí una presencia comercial en Florida y un almacén en Texas, en Laredo, pero la idea, ya ampliamos la planta de México, pero en este plan estratégico un volumen muy importante de inversiones están destinadas a seguir ampliando tanto una alta tensión, como en calidad de la energía, porque la realidad es que es un mercado que está totalmente en boom y con fuerte crecimiento.

En cuanto al nuevo Plan Estratégico «Energizing Futures Together» que se ha presentado hoy mismo, ¿cuáles diría que son los objetivos más destacados, ambiciosos o claves?

Lo resumiría con los títulos que hemos dado al plan estratégico. El primero y muy importante, liderazgo y crecimiento, liderazgo porque tenemos que aprovechar esa posición que tenemos en el mercado, una marca reconocida, cercana al cliente y crecimiento porque estamos en un mercado que estamos viendo como el crecimiento se está acelerando.

Todo esto con, transversalmente, tres objetivos claros, el primero es la innovación, el I+D, somos una empresa tecnológica con fuerte inversión en I+D, con casi 200 ingenieros dedicados a desarrollo de producto, nueva gama, productos más competitivos… El segundo es el talento, lo decimos en nuestra página web, que la mayor energía del planeta son las personas, creemos realmente en ello y tenemos que hacer la empresa atractiva para captar talento y que todos estos planes sean posibles. El tercero es la sostenibilidad, nos suelen decir que somos una empresa modelo en este sentido, llevamos trabajando en sostenibilidad desde hace mucho, antes de que se hablase de esto y casi sin saber lo que era.

Y, por último, un sólido crecimiento financiero, crecimiento en ventas, crecimiento en rentabilidad, generación de caja para que nos permita afrontar esos planes de crecimiento vía inorgánico y seguir retribuyendo al accionista y generando valor.

¿A través de que iniciativas estratégicas o mediante qué pilares tiene pensado Arteche sustentar todo ese crecimiento de los próximos años?

Estamos apuntando para los próximos ejercicios a un crecimiento de doble dígito, a pesar de que el mercado esperamos que crezca en torno a un 5%-7%, y la razón principal es que prácticamente el 70% de nuestra cuenta de resultados, de nuestras ventas, son en productos y mercados donde tenemos una fuerte posición de liderazgo que tenemos que seguir consolidándola y eso nos va a permitir crecer tanto volumen, como en precio, que va a tener su consecuente efecto en la rentabilidad.

Para todo esto también son muy importantes nuestro plan de inversiones, tenemos un plan de inversiones de aproximadamente 60 millones para los próximos tres ejercicios, que van enfocados uno al I+D, incremento de capacidad en aquellas geografías donde estamos viendo más crecimiento y también va a ser muy importante toda la inversión en digitalización, automatización de procesos, robotización de parte de nuestra operación… de tal forma que nos permita crecer además a nivel tanto operacional, como de costes de estructura, de forma más eficiente.

¿Hacia dónde va a dirigir Arteche sus inversiones en áreas geográficas? Y, en cuanto al negocio, ¿dónde pondrá el foco y la inversión, qué línea de negocio le gustaría potenciar y por qué?

La geografía donde vamos a invertir en los próximos ejercicios va a ser en Norteamérica para atender ese mercado que vemos en auge, queremos ampliar nuestra planta de alta tensión, nuestra planta de calidad de energía en México. Tenemos también una fábrica en Brasil desde donde hacemos todos los reconectadores que vendemos luego en el mundo, queremos hacer esta fábrica también más moderna, una nueva línea de producción más robotizada, más eficiente y, por último, también queremos incrementar nuestras capacidades productivas en APAC, es cierto que los últimos ejercicios ya las hemos ampliado, tanto nuestra planta en China, como nuevas plantas que adquirimos en el 2021 en Turquía y en Indonesia, pero queremos incrementar todavía más la capacidad productiva y, de hecho, meter nuevos productos que hoy allí, no estamos vendiendo.

En este sentido y hablando de lo que son los tres negocios de Arteche, donde más queremos potencial crecimiento son en el segundo y en el tercer pilar, que es donde todavía tenemos posiciones más regionales y ahí, por ejemplo, en el pilar de fiabilidad de red estamos viendo un crecimiento para próximo plan estratégico del 14%, cuando la media la compañía va a ser del 10%.

Estrategias de Inversión