Mientras en muchos países la atención medida es libre y gratuita, en EE.UU. cada ciudadano debe pagar los costos. Este es un tema de gran discusión entre las empresas y el gobierno. Teniendo en cuenta esto, Amazon ha decidido ampliar su programa de atención médica llamado Amazon Clinic para que llegue a más personas, según Daniel Kline en The Street.

Amazon ha seguido el ejemplo de CVS en el sentido de que su nueva oferta de atención médica no intenta resolver todos los aspectos del problema. En cambio, amplía el acceso a los servicios básicos de atención médica de una manera asequible y de fácil acceso.

Con Amazon Clinic, que ahora se ha expandido a todo EE. UU., el líder en línea ofrece un mercado virtual de atención médica que permite a los clientes obtener tratamiento rápidamente para más de 30 problemas de salud comunes, como infecciones del tracto urinario, conjuntivitis y disfunción eréctil.

«Además de las consultas basadas en mensajes en 34 estados, Amazon Clinic ahora admite visitas por video en todo el país. Amazon Clinic ofrece a los clientes acceso las 24 horas, los 7 días de la semana a los médicos directamente a través de Amazon.com y la aplicación móvil de Amazon», dijo la compañía en un comunicado de prensa.

Cómo funciona la Amazon Clinic

Amazon no está contratando médicos ni brindando atención. En cambio, actúa como un mercado para conectar a las personas con los proveedores adecuados.

«Para recibir tratamiento, los clientes simplemente visitan Amazon Clinic en el sitio web de Amazon o en la aplicación móvil de Amazon. Allí, pueden comparar los tiempos de respuesta y los precios de múltiples grupos de proveedores de telesalud, completar un formulario de admisión y conectarse con el proveedor elegido», señaló la compañía.

Quizás lo más importante es que los precios de los servicios se revelan por adelantado, lo que significa que no hay sorpresas de facturación del tipo que las personas, incluso las que tienen seguro médico, a menudo enfrentan cuando visitan las clínicas sin cita previa. Esa característica por sí sola podría atraer a más personas que de otro modo no buscarían tratamiento.

Amazon Clinic no requiere que los clientes tengan seguro médico, aunque aquellos que lo tienen pueden usarlo para cualquier receta que escriban sus médicos. La compañía proporciona información de precios por adelantado y explica su política general.

«Cada proveedor de telesalud de terceros establece sus propios precios, y los precios varían para cada tratamiento. Para comparar precios, visite la página de condiciones del tratamiento que le interesa. En promedio, las consultas basadas en mensajes de Amazon Clinic cuestan 35 dólares y el video las visitas cuestan 75 dólares. Los clientes pueden usar dólares FSA o HSA para cubrir el costo de la visita «, indicó Amazon en su sitio de preguntas frecuentes.

Amazon cotiza en los 128,38 dólares a la baja en la tarde del miércoles. Las medias móviles de 70 y 200 se mantienen por debajo del precio, RSI a la baja en los 47 puntos y la línea rápida (azul) del MACD se mantiene por debajo de la lenta (roja), ambas camino al nivel de cero.

Podemos fijar un soporte en los 126,21 dólares. Mientras, los indicadores de Ei se muestran mixtos.

Estrategias de Inversión